2 de enero de 2009

El dolor tarde o temprano se termina

La vida por sí misma no suele ser bella. Así, al azar suele ser bastante difícil.

La que hace que la vida sea bonita es la gente de nuestro alrededor.

Hay que tener suerte y encontrar esa persona que hace que nuestra vida sea la historia más bella jamás vivida.

O no?

Me dicen por el pinganillo que el paraíso para Adán era aquel lugar donde estuviera Eva. Curioso. Lo mismo me pasa a mí. Quiero decir, la situación..a mí las Evas no me emocionan. Prefiero a los Adanes o a los George Clooneys.

Tengo un problema de cinco letras. Que anda, canta, ríe y piensa. Piensa. O vamos, eso creo. Es un problema que ni la única profesora de matemáticas que tuve que consiguió hacerme entender una pequeña porción del poco emocionante mundo matemático podría resolver.

..tal vez sea que estoy intentando solucionarlo según unas teorías pertenecientes al campo equivocado. Será mejor cambiar de táctica.

Por último una canción que ya la tenía olvidada. Amaranth, de Nightwish.



Y ahora cuatro raciones de Pimos (que no primos..): Doña Croquet, El amigo de Mou, Puichi y Blanquichurri.

Voy preparada, hoy toca que me disfracen de Legolas o de una cosa de esas. No pinta mal la noche.

Me voy, que voy a llegar late.



3 comentarios:

En el 5º Anillo de Saturno dijo...

Yo,entre otros (y no sé si es bueno o malo) también tengo un problema de 5 letras.Y hoy un día peliagudo en el que,afortunadamente, se me acaba de pasar una crisis pasajera de la pera limonera.Joder,qué ganas tengo de volver a la facultad!!!

TE QUIERO....tal

En el 5º Anillo de Saturno dijo...

Isavel (con v):

Te dejo este comentario con un millón de rosas fosforitas y que brillan en la oscuridad como la pulsera de la Pili.

Tu fiel amiga,
Jaimoira

*leyre* dijo...

Lo de las 5 letras debe de ser algo comun....

besos a las dos!